Categorías
Sin categoría

Como alargar la vida de nuestras baterías

Todas las baterías se desgastan con el tiempo, pero no lo hacen a la misma velocidad. Tú y otra persona, a la que se le haya dado el ordenador portátil el mismo día, podrían tener una duración de la batería muy diferente al cabo de dos años, tal vez con una diferencia del 40%. Depende de los niveles de carga, del calor, de cómo se almacene y de evitar la mortal carga cero.

Mantén entre el 40 y el 80 por ciento de carga

Si utilizas tu portátil lejos de su cargador con bastante frecuencia, intenta mantenerlo por encima del 40% de carga. Cuando llegue el momento de recargarla, llévala hasta el 80 por ciento, si tiene una capacidad decente y puedes vivir con la incertidumbre. Usarla de esta manera es la mejor y más obvia forma de prolongar la longevidad y la capacidad de carga de tu portátil. Por desgracia, también es la más difícil de seguir.

Si dejas el portátil enchufado, no dejes que se caliente

Mantener tu portátil enchufado no es malo persé, sólo es tan malo como cargarlo al 100%. Una vez que la batería llega al 100%, la mayoría de los portátiles modernos dejan de cargarse y la energía se desvía al sistema.

No obstante si tu portátil se calienta es señal de que algo malo está pasando. Esto puede deberse a que estés haciendo cualquier trabajo intensivo, o a que hace calor en el lugar donde se utiliza el portátil, debido a la luz solar, los gases de escape u otros factores. Cuando combinas una batería al máximo de su capacidad con una exposición grave al calor, es cuando empieza a dañarse y a perder vida.

Manténlo ventilado y guárdalo en un lugar fresco

El calor en exceso provoca una expansión física y cambios químicos en las baterías. Es bastante habitual colocar el portátil sobre nuestras piernas, una almohada y similares. Estas prácticas pueden obstruir la salida de ventilación del portátil y propiciar a que se recaliente.

Cuando no utilices tu portátil, guárdalo en un lugar fresco, alejado de la luz solar o de las rejillas de calefacción.

No dejes que llegue a cero

Este es el mensaje de las numerosas advertencias que aparecen en la Battery University. “Una descarga profunda con una recarga completa provoca un estrés excesivo en cualquier batería“, se lee en una de ellas. Otro post muestra las pruebas realizadas por el patrocinador del sitio, Cadex, en las que un conjunto de baterías de teléfonos móviles pasó del 88-94 por ciento de su capacidad al 73-84 por ciento tras sólo 250 ciclos completos de descarga y recarga.

Reemplaza tu batería cuando esté por debajo del 80 por ciento de salud

Por muy bien que la cuides,, tu batería acabará, lamentablemente, cayendo en picado.

La mayoría de las fuentes recomiendan sustituir la batería cuando su capacidad cae por debajo del 80 por ciento. Ese es el umbral que Apple utiliza para sustituir las baterías del iPhone.

.

Una vez que la batería está por debajo del 80 por ciento, su resistencia interna comienza a acumularse en un grado notable, haciendo que la carga realmente tome más tiempo que cuando tenía la capacidad completa. El tiempo restante y el porcentaje de carga se vuelven menos fiables, o al menos más difíciles de seguir, en comparación con lo que se espera. Es una larga cuesta abajo de rendimientos decrecientes.

Si es tu caso, podemos ayudarte a darle una nueva vida a tu portátil, cambiéndole su batería. Nuestros técnicos expertos en Apple están a tu disposición. Porque tanto tú como tu portátil merecéis lo mejor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.